Muffins veganos de jengibre


Unos muffins esponjosos y con cálidos toques de canela y jengibre. Veganos, sin harina, sin gluten ni azúcar refinado. Perfectos para las fiestas de Navidad o como regalo.




Acogedora, cálida, dulce. Eso es para mí la Navidad. Mi momento favorito del año. Un período en que el mundo parece esforzarse por ser un poquito mejor. Donde disfrutamos el presente al máximo.


Conscientes de que cada momento que vivamos no se volverá a repetir, de que el mundo es aquí pero sobre todo es ahora. Y cada año es distinto y especial a su manera.


Estos muffins somo la misma Navidad. Acogedores por su textura suave. Cálidos gracias a especias como la canela, los clavos o el jengibre.


Y naturalmente dulces por la melaza y el sirope de agave. Veganos, sin azúcares ni harinas refinados, sin gluten y sin aceite.


Son perfectos para sorprender a los invitados con un postre diferente, como snack entre horas o para desayunos tardíos en familia.


Incluso son tan monos que los puedes meter en una cajita y darlos como regalo. Porque estos muffins están hechos para compartir, para invertir un poquito de tiempo en aquellos a quienes queremos y recordarles que nos importan.


Al fin y al cabo, en eso consiste la Navidad, ¿no?

Si te ha gustado esta receta no olvides compartirla, dejar un comentario o subir una foto a

Instagram etiquetándome como @iambelemgarcia y con el hashtag #VidaTula. ¡Me encantaría ver el resultado!



Muffins veganos de jengibre


Ingredientes


Para 10 muffins


¾ taza de puré de calabaza asada


2 tazas de harina de avena*


¼ taza de maicena


¼ taza de melaza de caña


½ taza de sirope de agave


¾ taza de leche vegetal**


2 cdas de levadura química en polvo


2 cdtas de canela


1 cdta de jengibre en polvo


¼ cdta de clavos molidos


¼ cdta de nuez moscada


Pizca de sal



Frosting


½ taza de crema de coco (la parte sólida de una lata de leche de coco, enfriada en la nevera durante una noche)


2 cdtas de sirope de arce, miel o azúcar de coco


½ cdta de extracto de vainilla

Preparación


  1. Precalienta el horno a 200ºC (400F).

  2. En un bol mezcla todos los ingredientes líquidos (puré de calabaza, melaza, agave y leche vegetal).

  3. En otro bol combina los ingredientes secos (harina de avena, maicena, especias, sal y levadura). Añade los ingredientes secos a los húmedos y remueve hasta que estén bien integrados y no queden grumos.

  4. Coloca los moldes para muffins en una bandeja de horno. Rellénalos hasta la mitad de su capacidad y hornea a 200ºC durante 30 minutos, o hasta que estén dorados y al pinchar un palillo salga seco.

  5. Mientras los muffins están en el horno, prepara el frosting. En una batidora o procesador mezcla la crema de coco (debes añadir solo la parte sólida que queda en la parte de arriba de la lata), el agave y el extracto de vainilla. Bátelo hasta estén bien incorporados y alcance una textura de frosting. Ten cuidado y no lo batas en exceso. Debe tener una textura untuosa pero no demasiado líquida.

  6. Cuando los muffins estén listos déjalos enfriar por completo. Este paso es importante, ya que si todavía están tibios el frosting se derretirá y quedará líquido.

  7. Una vez fríos, decóralos con el frosting y, ¡a disfrutar! Puedes guardarlos en un recipiente hermético en la nevera.

Notas


* Puedes sustituirla por harina de trigo normal o integral.


** Dependiendo del líquido que contenga tu puré quizá tengas que añadir algo más de leche vegetal. Si la masa está demasiado seca añade una cucharada cada vez, hasta que esté bien integrada.


Sígueme en Instagram

  • Blanco Icono de Instagram

Únete al movimiento

#vidatula

No te quedes atrás

Suscríbete a mi newsletter para recibir contenido exclusivo

© 2020 Belem García  |  Todos los  derechos reservados  |  Términos y Condiciones